La caravana de la Obra Social Fundación Albor vuelve de su travesía solidaria en el desierto del Sahara

El pasado 20 de abril regresó a Córdoba la caravana de la Obra Social Fundación Albor que tuvo como destino dos poblaciones en el desierto del Sahara, junto a la frontera con Argelia. Un viaje de ida y vuelta desde Córdoba donde recorrieron sus 14 voluntarios más de 2800 km en una travesía solidaria digna de contar.

El viaje

La misión marcada por Obra Social Fundación Albor en este viaje era darle continuidad al proyecto comenzado el año anterior “My School, Your School”: Poder dotar a los niños y niñas de las zonas más desfavorecidas de Marruecos con las necesidades básicas que pudieran tener.

La salida fue el 13 de abril desde Córdoba con la finalidad de atravesar el estrecho de Gibraltar, superar la cordillera del Atlas hasta llegar a los estribos del desierto del Sahara. Los puntos de entrega fueron las poblaciones de Bagaa y Mezguida. Las furgonetas, cargadas de ropa, juguetes, calzado, material escolar y un sin fin de bicicletas además de todo lo necesario para la atención bucodental de los niños de esas poblaciones, tardaron dos días completos en llegar a su destino.

No es la primera vez que Fundación Albor desde Córdoba se hace este viaje ya que, en julio del año pasado visitaron ambos municipios e hicieron una primera toma de contacto con la situación del lugar, necesidades del colegio, como en su salud, la falta de recursos que presentan en las aulas así como se dotaron a los colegios de Bagaa y Mezguida con material suficiente para un año con la promesa de volver. Y eso han hecho.

Bagaa

Situada en la parte más septentrional del desierto del Sahara, este municipio sin acceso por carretera (solo se puede acceder por una pista de tierra) comprende un núcleo de aproximadamente 40 familias con una economía de subsistencia que predomina en la mayoría. Con una cultura beréber arraigada en sus costumbres, el poblado los recibió de nuevo con los brazos abiertos, agasajando con comida y cariño a los voluntarios.

Durante los dos siguientes días se valoraron más de un centenar de niños de Bagaa en el estudio de caries, piezas ausentes y obturaciones en mayores de 6 años.

Una de las patologías que más se observó en las bocas de estos niños viene provocada por unos niveles altos de flúor en su dieta. En estos días, han tomado muestras de aguas de los distintos pozos que abastecen ambos pueblos para discernir cuál es la más propicia para ingerir y así poder evitar la fluorosis dental. Dicho problema se origina al consumir grandes cantidades de flúor en la primera etapa de la vida, pudiendo provocar no solo manchas en los dientes sino también problemas de desmineralización del hueso.

Mezguida

Segunda población que visita, Obra Social Fundación Albor se trasladó a Mezguida, un municipio de mayor tamaño que Bagaa, con unas necesidades similares.

La actuación de nuestros dos odontólogos fue la misma, abarcando casi un centenar de revisiones odontológicas. Tratando casos ya estudiados el año pasado y ampliando a nuevos niños.

El tratamiento es importante, pero más aún lo es la prevención para que el problema no ocurra, por lo que una docente y enfermera de CDP Albor Córdoba se encargó de dar una charla de promoción de la higiene bucodental en ambos municipios para concienciar de la importancia del cuidado de la  boca; además, se hizo entrega de un lote completo de pasta, colutorio y cepillos suficientes para un año, todo ello donado por empresas como Lacer y Normon que se hicieron eco de la causa y desearon colaborar.

Tanto Bagaa como Mezguida están en mitad de un desierto árido, el cual provoca que el calzado sea un bien escaso que hay que cuidar. Oteros sport, al igual que el año pasado, ha donado para estos niños zapatos para asegurar que sus pies no sufran el terreno tortuoso en el que viven. Pero no solo eso, ropa de deporte y balones también han sido entregados.

Iniciativa “Pedalea para ellos”

Obra Social llevó a cabo el pasado 24 de marzo una ruta solidaria en Córdoba donde se recaudaron más de 50 bicicletas. Como lo prometido es deuda, estas bicicletas han llegado al desierto de Marruecos para poder ser disfrutadas por estos niños. Para intentar ser lo más equitativos posible, tanto en Bagaa como en Mezguida se realizó un sorteo de las bicicletas con el cual se consiguió que todos los niños y niñas tuviesen las mismas posibilidades de tener una.

Agradecimientos

Más de 2800km de carreteras y caminos de tierra que no hubiesen sido posibles sin la ayuda de Covisa Mercedes Benz Córdoba, que han provisto de un vehículo a la Obra Social para el transporte de todos los voluntarios.

Todo esto no hubiese podido ser posible sin la ayuda de: Oteros Sport, Fundación Telefónica,  Mercado de la Victoria, Vistalegre, Lacer, Normo Dent, Covisa Mercedes Benz, Beréber Dessert, papelería El Camping, farmacia Romez y una especial mención y a todo el profesorado y voluntarios de Córdoba que llevan a cabo este proyecto, nuestros odontólogos y profesores Francisco Córdoba y Rafael Bustamante, el cardiólogo Francisco Mazuelos nuestro profesorado Almudena Torres, Daniel Garrido, María José León, María Gómez, así como la directora del centro Montse Bernal y el vicepresidente de la Fundación Marco Antonio Franco y nuestros voluntarios Manuel Bernal, Paqui Rosa, Adriana Franco, Valeria Franco, Ascensión Balsera, María Ruiz y Clara Bustamante. 

Haz click en "Me Gusta" y no te pierdas ninguna novedad:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *